OFFBOARDING Y OUTPLACEMENT

El Offboarding (proceso de desvinculación) junto con el Outplacement (proceso de recolocación y reubicación del personal) demuestran el verdadero compromiso de la organización con su personal en todo momento.

La mayoría de las empresas han centrado su atención en la incorporación – integración cultural, aprendizaje, socialización (onboarding) – pero el proceso de desvinculación es como un cuarto oscuro en el que nadie quiere entrar y nadie quiere hablar de él. Tomar el tiempo suficiente para el proceso de desvinculación muestra a los colaboradores presentes y candidatos potenciales que la relación es valiosa en todo momento.

El Offboarding es el proceso que lleva a una separación formal mediante la renuncia, la terminación o la jubilación y tiene varios subprocesos:

Conversaciones con el siguiente ocupante para transferir las responsabilidades sin afectar el servicio proporcionado.
Entrega de la información pasada en forma organizada, clasificada y completa: documentos y archivos digitales.
Entrega del informe de los asuntos en curso para ser atendidos por el siguiente ocupante, así como riesgos potenciales a prevenir.
Desactivación de claves de acceso a los diferentes recursos.
Entrega del equipo, credencial, celular, automóvil, etc.
Orientación al colaborador sobre el pago de sueldo, vacaciones, aguinaldo, prima vacacional y prestaciones.
Generación de documentos legales de la terminación laboral: carta renuncia, carta de jubilación y en caso de despido, integrar evidencias documentales y seguimiento ante los Centros de Conciliación conforme al nuevo sistema de justicia laboral.
Entrevista de salida para explorar oportunidades de mejora de la organización.
Cuando la salida fue motivo de conflicto, informar al equipo de trabajo las razones atendiendo siempre la corresponsabilidad de la organización y la importancia de una relación positiva de certidumbre, crecimiento y valoración.
Si es necesario, el proceso debe terminar con una revisión de las acciones para identificar oportunidades de mejora.
El proceso de Outplacement ayuda a los colaboradores desincorporados a lograr su reubicación en otras empresas con el apoyo del patrón. Algunas empresas preocupadas por su personal dotan a su personal de nuevas habilidades, cartas de recomendación e interceden con grupos de reclutamiento y selección para favorecer la entrada de sus colaboradores.

Offboarding y Outplacement son dos procesos clave que influyen sin duda en la marca de mejor empleador ante la sociedad.

Por Javier Novoa