¿POR QUÉ ES IMPORTANTE DEFINIR COMPETENCIAS CLAVE?

La idea original proviene de Prahalad y Hamel de 1990, ellos plantearon: “los gerentes serán juzgados por su capacidad para identificar, cultivar y explotar las competencias básicas que hacen posible el crecimiento, de hecho, tendrán que repensar el concepto de corporación en sí.»

Generalmente, una competencia se describe como el conocimiento colectivo de la organización que se traduce en habilidades y comportamiento necesarios para un desempeño laboral diferenciado y característico de un tipo de empresa. Ejemplos: para un fabricante de productos electrónicos, las competencias clave podrían estar en el diseño de componentes electrónicos. Para un fabricante de cerámica, podrían ser las tareas del corazón del proceso de producción y para una agencia de software, la ventaja clave podría estar en la simplicidad general y la utilidad del programa para los usuarios o en un código de software escrito en alta calidad.

¿Por qué es importante definirlas? Ayuda a enfocar la alineación estratégica, la atracción de talento, la formación, la relación de valor con el cliente, la estrategia comercial y el crecimiento de la empresa.  Las competencias clave no son necesariamente las habilidades gerenciales ni las competencias humanas en general, se refiere a tres o cuatro competencias que la organización debe mantener y fortalecer para su desarrollo competitivo.

Por Javier Novoa