EL FUTURO DE LAS VIDEO-CONFERENCIAS (ZOOM, TEAMS, GOOGLE MEET, ETC.)

Las juntas se han vuelto un dolor de cabeza para muchos, hay que esperar turno para hablar con el micrófono apagado, la comunicación no verbal se ha ido y el formato de una pequeña pantalla es demasiado limitado para la expresión emocional.  Muy pronto, con los nuevos visores que están bajando de precio rápidamente, las compañías los van a convertir en un complemento obligado de las computadoras y el teletrabajo.

De hecho, varias compañías ya lo están usando para sus juntas ejecutivas escogiendo diferentes escenarios.  Imaginemos que nuestro jefe nos convoca a una junta en su oficina virtual o mejor aún, en un salón junto a las cataratas del Niágara con los diferentes sonidos ambientales. Los compañeros nos vemos de cuerpo completo, nos saludamos de mano y sentimos una pequeña vibración al chocar las palmas, nos podemos mover por el salón y asomarnos por los enormes ventanales que están en el fondo de un salón iluminado con las tonalidades de la naturaleza en una experiencia casi real. 

Si bien es cierto que los avatares digitales o personajes que hoy nos representan en videojuegos se ven todavía irreales y sus expresiones muy robotizadas, muy pronto van a ser una copia exacta de nosotros con nuestros rasgos faciales, expresiones y complexión. Con el aumento de la velocidad de conexión y la reducción del tiempo de respuesta a través de la tecnología de quinta generación (5G), la comunicación virtual se acercará más a la realidad y comenzaremos, como en las películas de ciencia ficción, a movernos en el espacio sin importar la lejanía. Estos escenarios que parecen lejanos están posiblemente a unos cinco años de distancia de dejar de ser una novedad.

Por Javier Novoa